¿Por que permitimos que nos lastimen?
¿Por qué se acepta un golpe, una palabra hiriente? ¿Cómo nos alejamos de todo eso… si viene de quién mas amamos?
Las heridas del cuerpo he visto que sanan… pero las del alma. Esas; quedan marcadas para toda la vida. Una cicatriz en el rostro cierra pronto, pero un corazón roto por la desilusión rara vez queda sin marca.
La dura mano que se levanta contra quien le ama, es el arma más cruel que se puede emplear contra otro ser humano.
Y aún así nos son destruidas, como ellas destruyen los espíritus de quienes tuvieron la desgracia de cruzarse en sus caminos. Truncos destinos, que creen encontrar el cielo, cuando en realidad se están arrojando a un infierno del que rara vez pueden salir.
Gracias por coincidir…Marisol. A






Se llamaba María (nombre común para una chica común).
Creía en el amor en el príncipe azul, esperaba con ansias a ese ser creado perfectamente para ella.
¡Qué gran sorpresa y felicidad cuando temprano lo encontró!
Con el primer golpe sintió que tal vez no era así.
Pero como él se disculpó y el amor que ella sentía no disminuyó con el dolor… lo perdonó. “seguramente fue algo que no se volverá a repetir, él me ama”. Pensó y sonrió.
Con el primer niño todo sería perfecto. Él ya no bebería y con seguridad tampoco la engañaría.
El llanto del niño, la mareaba más que los golpes que estaba recibiendo. ¿Cómo consolar a su hijo, si no lograba consolar su alma? Su cuerpo no le respondía cuando quería protegerlo y protegerse. Las fuerzas le faltaban, sus piernas no la sostenían y sus ojos ya no lograban llorar. Aunque las ganas siempre estaban, igual que el vacío en su corazón.
Un ojo morado no significaba nada. Es que los golpes que recibía su marchito cuerpo ya no dolían. Eran las heridas de su cuerpo las que no la dejaban respirar, las que no lograban sanar. ¿Qué hacía mal?
¿Por qué no lograba con todo su amor aplacar la ira de su príncipe azul?
Un día María tuvo valor. Salio de su castillo derrumbado. Y huyó lejos, a un lugar donde pudiera sanar y su niño sonreír.
“Estúpidos cuentos de hadas, que nos hablan de alguien que difícilmente se encontrará”…se dijo por fin al despertar una mañana. Con el tiempo el frágil cuerpo fue bello, sus heridas cicatrizaron, sanaron. Lo malo es que su alma jamás volvió a darse otra oportunidad de soñar; de amar.



cuento propio...marisol gracias



entupida cosa que hace que te quiera

malditos mis ojos por desear verte

y no lograrlo

maldito mi corazón por guardarte en él

aunque no le respondas

maldita mi alma por amarte

aunque la condenes

maldita mi mente por pensarte

aunque la ignores

maldito mi cuerpo por desearte

y jamás negarse

maldita mi boca por buscarte

y recibir solo fríos besos que agradece

malditas mis manos por acariciarte

y no lograr derretir el hielo de tu corazón

maldita la hora en te quise

sin saber a que jugabas

maldito el segundo en que escuche tu voz

y reconocerla de mil vidas anteriores

maldito el momento en que me enamore de ti

y no lograr que te quedes junto a mi

pero sobre todo… maldito el día en que partí


Aún estas dentro de mi...linda letra. ¿Cómo se quita el amor del corazón? ¿Cómo se hace para finjir que no te importa, que no lo recuerdas?...cuando lo único que deseas es gritar su nombre, besar su boca, tocar su piel








Cuando la noche llega a su fin, se lleva consigo la seguridad de sus secretos.
Guarda mi confidente amiga su nombre en tu profundidad.
Grítalo al viento como no puedo hacerlo yo.
Dile que me olvide,
Que lo haga él porque me es dificil hacerlo a mi.
Cuéntale de lo hermoso que fue coincidir con él;
Dile que fue un gran amor.
Dile que no importa la distancia,
que no importará el tiempo, aún lo amaré en la eternidad.
Dile que no hay forma de medir lo que vivimos,
que no hubo porcentajes que simplemente fue.
Cuéntale de cuanto me duele amarlo tanto.
Dile por favor en cuantos trozos se rompió mi alma.
Dile también que lamento haber llegado tarde.
Dile que maldije el segundo después de la hora acordada.
No olvides decirle, que aún continúa dentro de mi corazón. Que todas las palabras que no le dije están quemando en mí.
Dile que fue más que un sueño, cuéntale de mi llanto…pero que jamás le guardaré rencor.
Cuéntale que aún tengo grabada su voz en mi cabeza y si cierro los ojos esta junto a mí.
¡AY! Mi confidente amiga…
Noches eternas de risas y sueños que el día se llevó.
¿Por qué no permaneció oculto ese sol? ¿Por qué no pudo quedarse un minuto mas?...tan solo por la eternidad.
Cuéntale tú noche…que aún lo espero…que no lo olvido…que no lo consigo









Me gusta guardar aquí aquellas cosas que mas aprecio, las que considero especiales...(aunque todo para mi lo es)pero aquí creo que entra la gente que me quiere y gusta de mis "cosas" especiales...espero les guste. El video me lo pasaron queria compartirlo bueno en realidad me gusto mucho y quise tenerlo siempre que quisiera para verlo cuando lo necesitara...espero les guste








Decidió olvidarlo

Arrancarlo de su corazón

Decidió no pensarlo

Quitarlo de su mente

Decidió no desearlo

Despojarse de su piel

Decidió no amarlo

Desprenderse de su alma

¡Qué tonta!

No tenía nada de eso ya

Todo se lo había llevado él.






Si a veces el egoísmo aleja a las personas leja a las personas

Y la indiferencia hace que la olvidemos.

¿Por qué no consigo con tu egoísmo y tu indiferencia alejarme y olvidarte?



El olvido plantea su discusión.

La indiferencia lo secunde

El dolor nos orilla a la desolación

Y nos encontramos así en el tribunal del desamor.

En el laberinto de la vida nos rompen el corazón y juntamos así los pedazos con trozos de ilusión

Inocente se declara su frío corazón

“no es mi culpa no quererla, no es ella la dueña de mi amor”

Justicia absurda

Pedazos de papel que desea el viento llevar.

Ella no lucha y obtiene todo

Yo me desangro y quedo sin nada.




Es un absurdo-“pensó”

Ya no lo amaré.

-jaja- se rió su corazón

-Es tarde… ¿no lo ves?- le dijo

Una vez que amas de verdad

Jamás te lo logras arrancar.



De ilusiones se vive

Le dijeron una vez…

Mientras lo despojaban de sus estrellas

Los sueños se hacen realidad

Le comentaban…

Mientras deshojaban la rosa del soñador

Si lo deseas con fuerza se hace realidad

Le repetían una y otra vez

Mientras clavaban muy lentamente

La espina del olvido en su corazón

Ahora mira a la nada

Lo despojaron de todo

¡Qué tontos!!

Aún tiene el amor que ella le da.

Sonríe…es que no necesita nada más











Creo que suele suceder que queremos eso que sabemos no podemos tener. Y nos hacemos daño…entonces sin duda, es mejor alejarnos. ¿Es mejor alejarnos? ¿Es posible sanar con la distancia?

Gracias por coincidir…Marisol



¡Cielos como duele!

¡Cielos como duele!

Quisiera no sentirme así.

Quisiera que éste sentimiento desapareciera.

Quisiera poder respirar.

¡Cómo duele!

Y aún no sé como vivir sin él

No sé si algún día lo dejaré de querer.

No creo poder volver a la “normalidad” de ayer.

No creo lograr apagar éste dolor.

Ni detener mis lágrimas al pensar en él.

¡Cielos!!

Aún no deja de doler

Aún no logro respirar

Aún no puedo olvidarlo

Aún no consigo dejar de amarlo.

















Aún

Aún guardo en secreto tu nombre;

Y recuerdo por las noches tu cara.

Aún si sopla el viento me trae tus besos a la memoria.

Aún muerdo mis labios,

Por no besar los tuyos…mi dulce amor.

Aún quisiera correr a tus brazos y olvidar en ellos

todo el mundo exterior.

Aún sueño con nuestra vida

Aunque ahora seamos tú y yo

Y nunca más un nosotros.

Aún te pienso, sonrío y lloro

Aún no dejo de sufrir

Aunque me es más dulce sufrir por amor,

que vivir feliz…sin saber de ti.