¿Y si fue amor?


Tal vez vuelva a querer mi corazón
Y quizá sienta ternura
cuando mis ojos en otros se reflejen.
Tal vez, mi cuerpo se estremezca alguna otra vez
con el roce de otras manos.
Tal vez, vuelva mi mente a soñar
Al escuchar palabras de amor
De otra voz que sepa a mi alma llegar.

Pero te aseguro, mi señor.
Que nadie como tú me hará amar.
Ya que de ti aprendí, que
Querer y amar no es lo mismo.
Podré volver a querer mil veces
pero jamás mi amor …volveré a amar.

Puedo afirmarte, mi rey
Que se estremecerá mi cuerpo
Pero nunca más mi ser.
Por que ambos aprendimos
el cuerpo no hace el amor,
Con tanta intensidad como el alma.

Y te confirmo mi amor,
Que volverá mi mente una y otra vez a soñar.
Pero como ambos lo hicimos
loca y apasionadamente a mundo únicos y llenos de amor.
Mi señor, mi rey, mi amor.
Así… nunca otra vez.





Besos en la boca.

de continuo en el silencio de un mar que calla.
Se agita mi soledad y apaga mi tormento.
Olas que vienen y van
que rompen una vez mas mi paz.

El sol que seca, los recuerdo de lo que alguna vez fue.
Y yo que quiero ser.
Que deseo acariciarte
Como ese mar a la roca
Pero no con mis manos,
por que ellas solo tocarían tu piel
deseo ser hálito y rozar así tan siquiera
un breve instante tu alma.
Aunque de a cambio la mía por la eternidad

Pero el sol te ha acariciado más veces que mi voz.
Y la lluvia te ha besado más de lo que lo hicieron mis labios.

Noche oscura que agita una vez mas
Los recuerdos de una magia que desapareció
Al romperse el cristal del espejo que nos unía
Besos en la boca que se borran
Al amanecer.







CRECER

Hoy te digo que no estas solo.
Que te acompaña mi sombra.
Que no es el silencio lo que te rodea en tu noche.
Es el viento que lleva consigo mi respiración.
Hoy te digo que puedes crecer, de la mano del dolor
Pero crecerás mas, tomado de mi mano.







DUDO

Dudo de que sea amor lo que dices sentir por mí.
Dudo que quiera el sol darme su calor.
Dudo que calme el mar mi soledad.
Dudo que sean solo para mi tus caricias
Aunque de ellas dependan la luz de mi infierno.
Dudo,
Y es lo que me lleva a esta agonía
De no sentirte mío.
En esta oscuridad que produce la noche
Dudo que algún día
Vuelvas tus labios a mi boca besar.
Dudo de la sal del mar.
Se asemeja a lágrimas
Su agua cristal que tal vez alguien
En su dolor, dejó fluir hasta ti.
Etiquetas: edit post
0 Responses

Publicar un comentario