A veces la agonía ensordece mi voz.
A veces el calor no alcanza a mitigar el frío que deja en mí tu corazón.
A veces no consigo las palabras que te hagan comprender mi amor.
A veces la noche es tan oscura que no se logra ver aunque nos alumbre con toda su fuerza el sol.
A veces quiero acariciarte el alma, rozar tu ser, atrapar tu luz, permanecer en ti.
A veces quiero decirte eso…que arde en mi.
A veces no puedo fingir, la tristeza que causa tu indiferencia y la soledad que deja tu ausencia.
Unas veces eres mi mar, mi cielo, mi dulce amor.
Y otras, las mas…tan solo un gran dolor.
Etiquetas: edit post
0 Responses

Publicar un comentario